«Fracking»: ¿una nueva burbuja especulativa?

El lunes 6 de mayo han publicado un artículo en La Nueva España con el título de la entrada.

Sus autores, Francisco Ramos Muñiz, Eduardo Menéndez Casares y Beatriz González Fernández, plantean

No deberíamos derrochar recursos humanos ni financieros en actividades sin futuro, como es el «fracking», porque son necesarios para afrontar la obligatoria reconversión de nuestro sistema económico en el marco de la sostenibilidad. Invertir en investigación sobre energías renovables y reducir nuestros consumos de materia y energía son las únicas opciones para abordar seriamente la crisis económica y medioambiental que padecemos. Continuar con el modelo energético actual es una huida hacia adelante que sólo puede beneficiar a una mínima parte de la sociedad que tiene en él claros intereses económico-corporativos.anagramaANA